martes, 3 de septiembre de 2013

ESTE JUEVES:EL OLVIDO






 Surcos marcados por el viejo arado del tiempo
 han desaparecido bajo las lágrimas llovidas. 
Mi mente es un terreno árido 
en el que duermen algunas semillas 
que no llegaron a germinar.
Una tierra invadida de rastrojos 
 que se han adueñando de cada rincón olvidado. 
Antes paseaba entre los sembrados,
ahora solo consigo evocar el sabor de los frutos.
Los más dulces y los más ácidos.
Lo demás cayó en el pozo de la desmemoria.






26 comentarios:

Juan L. Trujillo dijo...

¿Se te olvidó algo?
Un abrazo.

Leonor dijo...

Algo pasó con bloguer que hizo la publicación por su cuenta sin mi permiso, pero quedó bien, parece que me había olvidado de algo...y dado el tema que nos ocupa...

Ahora sí he publicado yo.
Besos.

Charo dijo...

Qué versos tan sentidos, Leonor, qué triste es el paso del tiempo y la "desmemoria".Gracias por participar. Un beso

Alberto V. dijo...

Qué poesia más bonita! ¿Expresas la madurez de una persona? Al principio me ha recordado mucho al Niño yuntero, de Miguel Hernández. Me ha gustado mucho. Un beso grande.

Juan Carlos dijo...

Me parecía que esta semana tu relato iba a tener este cariz y tenía ganas de leerlo.
Comparar las mentes que pasan a ese estado con la aridez de la tierra creo es perfecto y en ese sentido veo un poema muy bien llevado.
Besos.

Montserrat Sala dijo...

Una preciosa poesia, que me gustaria no olvidar.
Un afectuoso saludo, con abrazo incluido.

Maria Jose Moreno dijo...

Espero que no nos atrape el pozo de la desmemoria. Bello poema, sentido y cercano.
Un beso

censurasigloXXI dijo...

Tal vez porque lo necesitaba para sobrevivir...

Un beso y un cafelito, compi. Muy buena aportación.

Carmen Andújar dijo...

Triste olvidarse de quien es uno mismo. No se puede uno hacer mayor.
Bonito poema
Un abrazo

LAO Paunero dijo...

triste muy triste Leonor.....

Alson Del Viento dijo...

Tristísimo, pero bello!

Valaf dijo...

Rezuma melancolía por los cuatro costados. Esto de los olvidos, ya me parecía a mi, se escora hacia las sombras que habitan en el ser humano.

Un beso

Tracy dijo...

Me gusta la palabra desmemoria.

Encarni dijo...

Algunos olvidos son necesarios, la desmemoria es un castigo, creo.
Un bello poema.

Un beso

rosa_desastre dijo...

Desmemoria... que duro.
Terrible cosecha la del campo arado de los recuerdos.
Un beso

Teresa Oteo dijo...

Qué poética estás!! qué bonita!! y ese pozo de la desmemoria me ha encantado aunque mejor tirar a él solo lo que nosotros queramos...
Muchos besos!!

Ester dijo...

El olvido descrito como tu lo haces es difícil olvidarlo. Unos abrazos

San dijo...

Me ha gustado mucho este paso por la vida Leonor, hoy me quedo con estas palabras tuyas " Antes paseaba entre los sembrados,ahora solo consigo evocar el sabor de los frutos."
Por que su sabor no se olvide nunca.
Un abrazo.

Maria Liberona dijo...

Simplemente hay algunas cosas que deseamos olvidar consiente o inconcientemente

censurasigloXXI dijo...

Desmemoriado no significa olvidadizo, verdad?

Me da que pensar tu texto. Muy bueno.

Un beso y un cafelito.

Sindel dijo...

Por Dios Leonor que poema maravilloso, de lo mejor que te he leído. Un olvido que se desencadena tan bien escrito. Te felicito amiga.
Un beso enorme.

Alfredo Cot dijo...

Muy poético, sutil la semblanza con una naturaleza que pasa de la brillantez al deterioro.
Muy bucólico.
Besos

Matices dijo...

La realidad de ese ir, de esos recuerdos que desaparecen. Me gustó como lo plasmaste, en ese camino cambiante en su fisionomía...

Besos!!

Auxi González dijo...

Muy triste también. Interesante la metáfora entre la memoria y el campo con frutos y el olvido y el campo yermo. Además, imagino los surcos del terreno y veo cierto paralelismo con los surcos cerebrales...

casss dijo...

Con imagenes muy poeticas y logradas nos paseas por ese espacio del olvido. Sutil estampa descripta por un cuadro que nos deja en el alma el color del atardecer, tratando de recordar el sabor del frutos... quizás sea lo
mejor.

un fuerte abrazo y besos!!

miralunas dijo...

tan asolador el olvido!

"Antes paseaba entre los sembrados,
ahora solo consigo evocar el sabor de los frutos." lo has descripto perfecto.

un beso, Leonor!